Uso de la Magnetoterapia en el Hospital Universitario de Santa Anna

Uso de la Magnetoterapia en el Hospital Universitario de Santa Anna

Aplicaciones de la Magnetoterapia.

Escuchar articulo sobre el uso y las propiedades de la Magnetoterapia.

 

 

La magnetoterapia forma parte de los tratamientos físicos, utilizando el campo electromagnético pulsante, el cual influye en el organismo humano. La magnetoterapia se utilizaba en épocas anteriores, usando piedras magnéticas que se aplicaban en lugares de dolor, ya desde la era de Hipócrates.

Los efectos de la magnetoterapia son muy extensos.

El campo electromagnético influye en la activación de los procesos de autorregeneración del cuerpo humano, tiene efectos analgésicos, tróficos, de miorrelajación y de vasodilatación o eutónico y en general influyen en la activación del sistema inmunológico .

Utilizamos los aparatos contra una gran cantidad de síntomas que sufren los pacientes, pudiéndose dividir según las ramas de medicina; por ejemplo en neurología, donde nos encontramos con paresia o semiparesia, aprovechando el efecto eutónico o de miorrelajación, y luego los efectos analgésicos En cuanto a los dolores centrales podemos utilizarlos para tratar síndromes cervicobraquiales, cervicocraneales, y también para tratar las molestias del síndrome del túnel carpiano.

En cuanto al problema reumatoide, ahí tenemos la artritis donde la magnetoterapia alivia mucho el dolor a los pacientes y disminuye las inflamaciones, también se puede aprovechar el efecto de vasodilatación para mejorar el flujo sanguíneo en las extremidades; luego cualquier otro tipo de artritis, por ejemplo de la articulación del hombro u otros procesos de inflamación.

En cuanto a ortopedia y cirugía ahí tenemos todos los casos de traumatismos, fracturas, aprovechándose de los efectos curativos, del aumento del metabolismo, la vasodilatación y la parte analgésica. También los utilizamos en casos de implantación de endoprótesis total donde puede surgir un aflojamiento parcial, o inclusive directamente después de una operación para acelerar la curación de cicatrices, activar la musculatura o recrear el efecto de armonización.

Otro gran grupo son los problemas dermatológicos, donde nos encontramos con las excoriaciones que conseguimos tratar muy bien, gracias al efecto curativo e inmunológico y luego en el caso de las úlceras varicosas.

Para utilizar la magnetoterapia adecuadamente en todas estas enfermedades y síntomas, hay que configurar bien los parámetros del campo magnético y fijar la longitud de las frecuencias.

El mismo paciente y determinando su estado puede ajustar el tiempo del tratamiento con la magnetoterapia. Los aparatos son fáciles de configurar y programar y ejercen un gran efecto en el personal sanitario, porque les facilta el trabajo, y en los pacientes porque les alivia los dolores.